• Subcribe to Our RSS Feed
Tagged with "janis Archivos - Página 4 de 11 - Patxi Irurzun"

ESCRIBIR COMO DESANGRARSE (Una reseña de ¡Oh, Janis! en ‘Estado crítico’, por Daniel Ruiz García)

oct 13, 2011   //   by admin   //   Blog  //  No Comments

Por momentos, con este libro he tenido la sensación de estar leyendo un cómic antes que una novela. Ello es así, primero, por el corte de la historia, las aventuras y desventuras de un pobre currela navarro que de un día para otro se convierte en una especie de estrella del porno especializada en ambientes exóticos. Y segundo, y sobre todo, por el estilo literario de Patxi Irurzun, un tipo no sólo con buen pulso narrativo, sino dotado con gran talento para transformar la realidad en algo deforme, un dibujo grotesco donde no falta la caricatura, la hipérbole, la casquería, la sordidez y el exceso.

La apariencia excesiva del relato, el tono estilístico desmesurado, es lo que invita a pensar que Irurzun, antes que escribir, parece desangrarse con las frases. Abundan las digresiones, los comentarios impertinentes, las observaciones feístas o directamente zafias, pero la prosodia, el estilo del fraseo, hace que todo esté bien lubricado y parezca compacto, dando una unidad al libro que no acaba hasta el final de la novela.

En cierto modo, Irurzun emplea el recurso de su protagonista pornostar trotamundos para mostrarnos realidades nada agradables, en una especie de tour turístico por el Tercer Mundo empaquetado bajo la aparente pátina amable del humor. Con ese humor se permite trasladarnos a realidades miserables como algunos barrios de Manila, Bangkok o Cuba, poniendo siempre en todo una mirada supuestamente desentendida y cafre, pero bajo la que se deslizan los, a mi juicio, mejores momentos de la novela. Mostrar miserias sin que resulte forzado, o sin caer en el maniqueo o el ternurismo, es una de las habilidades más complicadas a la hora de abordar materiales literarios sensibles. Pero en esto Patxi Irurzun se mueve con gran solvencia. ¡Oh, Janis, mi dulce y sucia Janis! es una novela que se sabe gamberra, que se pretende iconoclasta, y que está construida desde el desprejuicio. Pero creo que su principal aportación subyace en los pliegues escondidos de esta declaración de intenciones, mucho más ruidosa, y con capacidad para barrer a su paso todo lo demás. Irurzun es un escritor bien dotado, al que me gustaría leer en registros serios. Si bien es cierto que esta novela me ha hecho pasar más de un buen rato.

Daniel Ruiz García
http://criticoestado.blogspot.com/2011/10/escribir-como-desangrarse.html

HOY EN ‘EL CORREO’

oct 8, 2011   //   by admin   //   Blog  //  No Comments

Hoy nos han dedicado una página a mí y a mi Janis en EL CORREO, en su suplemento TERRITORIOS (de momento no está en internet) y así mi prima de Bilbao, a la que no veo desde hace siglos, me ha reconocido y ha sabido que escribo y se ha pensado que soy importante. También pensará que me conservo muy bien porque en el periódico han tenido la deferencia de sacarme una foto de hace 5 o 6 años (y ya se sabe lo que se estropea uno de los 37 a los 42).

¡OH, JANIS! EN EL BLOG DE NARCISO EL VALVULISTA

ago 27, 2011   //   by admin   //   Blog  //  No Comments
Zapi, en el centro, a la derecha mi nariz y yo y a la izquierda otro grande, David González
…o lo que es lo mismo Felipe Zapico, el gran Zapi, deicida, litronero de versos, poeta, rockero… Un honor para mí y para mi Janis, que sigue vivita y coleando, coleccionando reseñas y buenas críticas:



http://narcisoelvalvulista.blogspot.com/2011/08/oh-janis-mi-dulce-y-sucia-janis.html

Cuando uno que no es ni crítico, ni crítica, ni nada de nada, que lo más que le sale la mayoría de las veces (gracias al reduccionismo feisbuquiano) es el Me gusta, o es una puta mierda, esto último aprendido en el barrio, que en el otro lado nos expulsan. Bueno pues ya me he liado y todavía no he dicho que hace un par de días que terminé de leer la Janis, que ha supuesto una sorpresa, ya que conociendo las querencias de Patxi Irurzun pues siempre pensé que era una hagiografía de la Janis Joplin o algo así, o sobre la gira de Janis Joplin por Navarra allá por aquellos años oscuros, detrás de Ernest….

Como veréis me voy por las ramas y es que a pesar de ser una novela tremendamente pamplonica no me atrevo a entrar a matar…pero allá voy: Me ha encantado, no voy a contaros nada de ese menejo que tiene Patxi del lenguaje, la lengua (casi como Dick Grande) y los adverbios y esas cosas, no, porque de eso tampono tengo ni idea. Pero si de lo que va la novela, de su trama, su historia, o historias, pero la verdad es que no puedo contar nada, para no desvelar misterios terribles.

Únicamente diré que a pesar de que pueda ser considera una novela en clave de comedia, para mi tragicomedia, es profunda y en cada apostilla, resquicio y portal Patxi aprovecha para realizar numerosos ajustes de cuentas, no deja títere con cabeza, desde los políticos (todos) de su Pamplona natal, al resto del mundo mundial (incluidos los de Bilbao). Deja en evidencia las miserias de todo dios, no se libra ni es apuntador, ni nosotros mismos cada vez que Patxi gira el espejo y nos deja desnudos antes nosotros mismos.

Dos pasiones, una conocida por mi la de ser roquero, y otra desconocida la de estrella del porno (amateur), recorren toda la novela en todas las direcciones, de fin a principio y vuelta a empezar. Patxi siempre ha querido ser roquero y aquí lo es un con un par y se venga de tanta mordaza y tontería cantando como el más radical y punki de los roqueros navarros. No conocía la otra pasión oculta, pero me temo que aquí Patxi flaquea, y no lo digo porque no tenga una blakandeker en estado de rabia (le concedo el beneficio de la duda) sino que las escenas porno de tan amateurs como son resultan tiernas, y me atrevería a decir que amorosas, incluso con la zorra de la mujer del concejal de UPN (uy, se me ha escapado lo siento), pero sobre todo ese amor latente por Janis que le mantiene por todos los continentes y países por donde deambule Patxi Grande, perdón Dick Grande.

Bueno y no voy a contar más que no se puede, que tienes que leer esta novela, que si puedes cómprala y si no siempre tendremos las bibliotecas públicas (mientras no nos las cierren).

Patxi gracias por ayudarme a pasar una semana de insomnio en León en un agosto casi sin tormentas, gracias por ser como eres, gracias por tu blog, gracias por invitarme a participar en Simpatía por el relato, gracias por no tener ni media hostia que ni falta que hace y por muchas más cosas.

La editorial el Eutelequía se puede comprar desde su web o en cualquier librería y chino.

¡OH JANIS! EN EL BLOG DE ELÍAS GOROSTIAGA

ago 23, 2011   //   by admin   //   Blog  //  1 Comment


Se titula así y es una novela para un tórrido verano, cruda y directa, para reventar jodiendo, para joder reventando, o para las dos cosas. El novelista es un tipo con valor, escribe y habla en voz baja, pero a cada cosa la llama por su nombre tal y como se habla en los bares y en la calle, las cosas por su nombre, una polla es una polla y en un viaje a Cuba un tirillas (con más barriga que pecho, hambre atrasada y de una fría y lluviosa capital de provincias) no solo visita las ruinas de los Tres Reyes Magos del Morro, también conoce gente, morenas, sucias y calientes morenas, con las que saciarse. Punto. A partir de ahí, entras y sales en un desvarío que te hace sacar la risa de la caja más oscura del pecho, una y otra vez…
– “espero que te eches unas risas”, me escribe en la dedicatoria del libro; y me las echo a la salud de Patxi y las aventuras de su personaje Dick Grande, un tipo al que la polla le enseña el camino a recorrer que además es: la única persona fiable que le rodea, una buena amiga, una buena herramienta (blakandéker) y una buena agencia de viajes con la que recorres Pamplona, La Habana, París, Manila, México, países y ciudades que Patxi conoce, callejas, suburbios, garitos, hoteles, y mientras vagabundeas, además de risas, otras veces te crece musgo debajo de la barriga, sangre, lefa, patxarán, música heavy, enredaderas, serpientes, soledad y todo lo que además de la polla, te pueda crecer. A mi novia la metí un par de meneos alguna tarde mientras leía esta novela. No te asustes este libro conecta directamente con tus más bajos instintos, algo poco corriente en la literatura de este país de pajilleros y playstation. No le tengas miedo, Patxi es un buen guía y en la vida real (y el mismo lo dice), más feo que el copón, pero con novia y dos hijos muy guapos, y ahora esta novela de cojones y muchas anécdotas, porque yo (un tirillas más de este perro mundo) que también fui a Cuba hace 25 años a hacer turismo, también sentí aquel amor animal por otra negra cuyo nombre no recuerdo.
Pero no te equivoques amigo, debajo de todo ese sexo, de todas esas compañías y comparsas, debajo de toda esa música radikal y todos esos paisajes, no hay ninguna risa, hay una muy mala leche contra todo y hay una muy buena literatura, con momentos sublimes, asquerosos momentos sublimes que nos aturden, ahoga, nos arrastra, magulla, ensucia y lesiona gravemente la memoria, hasta la última línea.
Que de salud sirva. Cuando lo termines y te duela la mandíbula por que te ha girado la cara unas cuantas veces, (con esas bofetadas tan bien dadas), a ver lo que eres capaz de leer; supongo que cuando salgas de esa UCI, intentarás buscar más descargas, te puedes abastecer con todos los relatos que tiene escritos el mismo autor
La última frase de esta recomendación es para la editorial Eutelequia, que
siga apostando.

Un abrazo Patxi, te juro que esta literatura me ha salvado una vez más y que debajo de mi sonrisa, hay otra cara que no se ríe, pero que disfruta. Salud.

http://eliasgorostiaga.blogspot.com/2011/08/oh-janis-mi-dulce-y-sucia-janis.html



UNA ENTREVISTA EN SMOKING ROLLS

ago 15, 2011   //   by admin   //   Blog  //  No Comments
Me están pasando unas cosas muy raras con el último libro. Aquí os dejo una entrevista que hice hace tiempo (antes de que Amy Winehouse muriera) para el blog de Smoking Rolls

y que acaban de publicar. Sí, sí, los papelillos de fumar. La foto esta de abajo es en Coney Island, Nueva York. Disparen al friki.

Me llamo Patxi Irurzun y soy tímido. Por eso, para compensar, a veces escribo novelas tan burras como ¡Oh, Janis, mi dulce y sucia Janis! Memorias de una estrella del porno (amateur) (2011), que acabo de publicar. Con ella llevo ya unos quince o veinte libros, pero nadie me conoce porque soy un escritor tímido. Bueno, y también por culpa del capitalismo y de los suplementos literarios, que vienen a ser lo mismo. No me hacen ni caso, pero yo como buen navarro soy más cabezón que un plan de pueblo y sigo dando la tabarra.

Escribo para que la gente se lo pase bien, o mal, depende. No escribo por dinero, aunque me gustaría vivir de lo que escribo. De momento, la literatura no me da para vivir pero me ha permitido viajar. Una vez gané un concurso de relatos de viajes de El País y el premio eran seis mil euros para gastar en un solo viaje. Yo me fui al basurero de Payatas, en Manila. Estuve tres meses allá. Luego escribí un libro (Atrapados en el paraíso), gané otro premio, con ese dinero me fui a México y a Cuba, escribí otro relato con el que gané otro premio, que otra vez era un viaje, a Tailandia, y así… Pero hace ya tiempo que no gano ni me presento a premios, porque tengo dos niños pequeños y no me caben en la mochila.

He publicado novelas (Ciudad Retrete, Odio enamorado…), libros de cuentos (Cuentos sanfermineros, La polla más grande del mundo –no es una autobiografía-, Ajuste de cuentos…), y novelas juveniles, guías de turismo, guiones de cómics… De pequeño tocaba la guitarra con una raqueta de tenis y quería ser rockero, pero como pronto me di cuenta de que no valía, de mayor me desquité coordinando con Esteban Gutiérrez una antología de cuentos escritos por rockeros (Simpatía por el relato) y así algunos me dejaron entrar a sus camerinos. Con Vicente Muñoz edité otra antología, esta de homenaje a Bukowski (Resaca / Hank over), que es un escritor que me gusta mucho pero no es el único. Hace años publiqué uno de los primeros fanzines literarios en internet: Borraska e igual dentro de unos meses lo resucito un poco.

Si queréis saber más sobre mí en septiembre me sacan un diario personal: Dios nunca reza. Ahora os dejo, porque tengo que responder unas preguntas muy raras.

¿Con qué personaje público compartirías un cigarro?

Un día soñé que me fumaba uno en la cama con el rey y Amy Winehouse mientras los tres discutíamos amigablemente sobre la tercera república (bueno, el rey a veces me decía “¿Por qué no te callas?” y me echaba el humo a la cara).

¿Qué es lo más enrollado que has hecho en el último mes?

Un día vi, sin que él me viera a mí, a un tipo leyendo mi libro en el autobús y riéndose. Fue un momento sublime. Otro día mis dos hijos se durmieron a la vez y pude echarme una siesta por primera vez en seis años.

¿Qué te hace perder los papeles?

El abuso de autoridad, los correctores de estilo y el patxarán.

¿A quién le cerrarías la boquilla?

A los que intentar cerrar boquillas.

¿Qué te gustaría que fuera de tamaño King Size?

La cuenta de mi banco… Bueno, me conformaría con poder vivir de mis libros.

¿Qué papel crees que tienen tus creaciones en el panorama actual?

Un papelón. Lo que cuesta que le hagan caso a uno… Creo que aporto una voz diferente, propia, arriesgada, libros que no suenan a otros libros, y libros que sobre todo provocan reacciones: risas, mala leche, ternura…

¿A quién le pasaríais el cigarro?

A mi amigo el dibujante Juan Kalvellido. Él también me lo pasaría a mí.

ga('create', 'UA-55942951-1', 'auto'); ga('send', 'pageview');